A continuación, le mostramos suplementos nutricionales que le ayudarán:

Sulfato de glucosamina

La glucosamina es un polisacárido presente de forma natural en los cartílagos de los mamíferos. Suplementar la dieta con este polisacárido, ayuda a disminuir el dolor y la inflamación de las articulaciones enfermas, a la vez que se favorece la regeneración de las mismas.

Ácidos grasos Omega-3

Tomados de forma continuada, tienen efecto antiinflamatorio, entre otros beneficios. La mejor forma de administrarlos, es en forma de perlas de aceite de pescado. 500mg/día.

Vitamina C

La vitamina C resulta muy útil en el caso de enfermedades inflamatorias crónicas. 500-3000mg / día
Añada al agua de bebida vinagre de manzana: 1 cucharadita de café por litro de agua

Levadura de cerveza

Aporta importantes vitaminas y minerales; como el zinc y las vitaminas del grupo B.

perro con enfermedad articular degenerativa